Relación novedosa

Damon Salvatore y Bonnie McCullough

Y luego la cosa hinchada estalló. Para Damon, hubo un crujido palpable, si no audible, cuando la piedra que envolvía su alma se abrió de golpe y una gran pieza cayó. Con algo dentro de él cantando, apretó a Bonnie contra él, sintiendo la toalla mojada a través de su camisa de seda cruda y sintiendo el cuerpo delgado de Bonnie debajo de la toalla. Definitivamente una doncella, y no una niña, pensó aturdido, fuera lo que fuera lo que hubiera escrito en ese infame trozo de nailon rosa. Se aferró a ella como si la necesitara para la sangre, un